Publicador de contenidos

La colección

 

La colección del Museo Fournier de Naipes de Álava se inicia en 1916 cuando tras la muerte de Heraclio Fournier, le sucede al frente de la fábrica de naipes su nieto Félix Alfaro Fournier, que fue el iniciador e impulsor de la colección de este museo. A partir de un par de barajas del siglo XIX que encontró en el despacho de su abuelo, comenzó esta colección de naipes, que fue incrementándose por su afán coleccionista unido a su interés profesional como fabricante de naipes.

 

Los fondos aumentaron gracias a distintas adquisiciones, donaciones e intercambios con otros coleccionistas. Cabe destacar la compra en subasta en 1970 de la colección de Thomas De La Rue, depositada hasta entonces en el British Museum de Londres. Con esta adquisición ingresaron en la colección algunos de los ejemplares más antiguos que se conservan en Europa.

 

 

En 1984 la Diputación Foral de Álava adquirió la colección y la expuso a partir de 1986 en varias salas del Museo de Bellas Artes de Álava. Posteriormente, debido al incremento de los fondos y a las necesidades expositivas, la colección se trasladó al Palacio de Bendaña, que es desde el año 1994 la sede del Museo Fournier de Naipes de Álava.

 

Existen barajas procedentes de todo el mundo. Destacan las llamativas ganjifas, barajas de India de forma circular y decoradas a mano con vivos colores. O las delicadas barajas japonesas, empleadas para diversos juegos e incluso para aprender poesía. Hay barajas chinas y persas, con cartas de reducido tamaño, que hacen pensar en el origen de los naipes en tierras lejanas. Las cartas europeas, con diversos palos y figuras, que siguiendo distintas combinaciones y reglas permiten ser utilizadas para multitud de juegos.

 

 

Una gran parte de los fondos lo constituyen también las barajas fabricadas en España desde la Edad Media a nuestros días. Entre estas, destacan especialmente las de la empresa Fournier, y otros fabricantes como Durá, Comas, Roura, Guarro, Torras y Lleó, etc.

 

 

Vista previa
Vista previa

 

 

 

 

Visita

El Museo Fournier de Naipes de Álava ofrece un recorrido histórico, técnico y temático que muestra la evolución de los naipes, desde el siglo XV hasta nuestros días. Presenta además una sección dedicada a las distintas técnicas empleadas a lo largo de la historia para la fabricación de cartas.

La colección del museo cuenta con barajas de muy variada procedencia, mostrándose tanto las fabricadas en Vitoria-Gasteiz como en distintas partes del mundo.

Una especial atención merece la historia de la empresa de naipes fundada en Vitoria-Gasteiz por Heraclio Fournier, y continuada por su nieto Félix Alfaro Fournier, que fue el iniciador e impulsor de la colección de este museo.

 

 

Actividades educativas

 
  • Programas educativos
  • Visitas guiadas y dinamizadas
  • Talleres didácticos
  • Programas para familias

Teléfono de información y reservas: 945-203707

educacionmuseosyarqueologia@araba.eus
 

 

HORARIO

Martes a Sábados

10:00 - 14:00 y 16:00 - 18:30

Domingos y Festivos

11:00 - 14:00

Lunes cerrado (excepto festivos)

Martes después de lunes festivo, cerrado

ENTRADA GRATUITA

 

Cuchillería, 54

01001 Vitoria-Gasteiz

 

945 203700

945 203707

  

museonaipes@araba.eus

Vista previa
Vista previa
Vista previa
naipes

 
 
Conoce uno de los pocos museos en el mundo dedicados exclusivamente a los naipes. Técnica, historia, arte,magia... ¡te sorprenderá!
 

Vista previa

Palacio de Bendaña

El Palacio de Bendaña fue originalmente construido como vivienda de los Arrieta-Maestu, cuyos escudos pueden verse en diferentes zonas del edificio. Se levantó en su solar familiar en los años centrales del siglo XVI, a partir de una torre medieval de la que se conservan todavía algunos restos. Juan López de Arrieta impulsó las primeras obras y reorganizó las diferentes construcciones y restos preexistentes. A esta época corresponden la puerta apuntada con los escudos, el alfiz de bolas y el cordón, así como algunas ventanas de la fachada.

 

 

Su hijo Pedro López de Arrieta y María de Escoriaza, hicieron construir la parte principal del palacio renacentista: las galerías con arquería en las tres plantas, y la distribución interior de las distintas estancias, entre las que destaca la escalera cubierta por bóveda octogonal estrellada. Estas obras se deben al cantero guipuzcoano Domingo de Oria. Poco después se añadió otro cuerpo de menor altura con galería y torreón esquinal.

 

 

El palacio de los Arrieta quedó posteriormente vinculado al linaje de los Bendaña, de donde toma su actual denominación. En el siglo XX fue utilizado como taller y exposición de mobiliario de Hijos de Teodoro Aguirre, hasta la compra por la Diputación Foral de Álava. 

A pesar de los cambios de uso y varias épocas de abandono sufridas, se ha conservado lo fundamental de la estructura y decoración originales del edificio. Las obras de consolidación, instalaciones y nuevos accesos, han permitido adaptar su uso a museo. El Palacio de Bendaña es desde 1994 la sede del Museo Fournier de Naipes de Álava.

Desde 1997, cuenta además con la calificación de Bien Cultural, en la categoría de Conjunto Monumental, como parte integrante del Casco Histórico de Vitoria-Gasteiz. 

 

 

Vista previa
1 de 2

 

 

Audioguías

 

 

 

Educación y reservas

 

 

 

Catálogo de la colección

 

 

Juegoteca

 

Juegos de parejas

Hay muchos juegos de cartas. Algunos son de animales, o de familias con distintas profesiones, y de todas las partes del mundo…

¡A ver si consigues unir todas las cartas de dos en dos!

 

 

 

Parejas

Baraja francesa

Esta baraja francesa… ¡está hecha en Londres!

Se llama así, porque fue en Francia donde empezaron a hacer las cartas de esta forma tan esquemática.

Los símbolos que se usan son picas, diamantes, tréboles y corazones.   

 

 

Descripción: Dibujo de los cuatro palos de una baraja de cartas vectorial

 

Estas cartas son del siglo XIX, o sea, del año 1800 y pico…

 

Colorea

 

 

Juegoteca

 

 

 

Vista previa

Cartas de transformación

En el siglo XIX se entretenían dibujando en cartas como éstas, con lápiz, tinta y acuarelas.

Intenta esconder los símbolos de estas cartas dentro de otro dibujo, y conviértelos en flores, cometas o animales raros.

 

 

Imagina

 

Vista previa